El conflicto entre Rusia y Ucrania han provocado que algunas actividades deportivas se planteen cambiar las sedes o sean pospuestas a otros mese en el año

Jose Antonio Garcia

 

Foto: Internet

En la actualidad, el posible conflicto bélico entre Rusia y Ucrania es uno de los temas de la agenda que más relevancia han tomado durante lo que va del año, ya que no solo se ha quedado en la esfera política al tener repercusiones ahora en el ámbito deportivo.

En el futbol, la UEFA no cambiará de sede para la final de la Champions League, la cual está programa para disputarse en San Petersburgo el 28 de mayo. Sin embargo, aclaró que “evaluara la situación” conforme vayan avanzando los meses.

Mientras que, en el basquetbol, el partido Ucrania-España, correspondiente a la fase de clasificación para el Mundial de 2023 y que estaba fijado para el domingo 27 de febrero en Kiev, ha quedado aplazado y se disputará en el próximo mes de junio o julio

De acuerdo con la Federación española de Basquetbol, el motivo es “a causa de la inseguridad de la actual situación internacional”.

Conforme los meses y las relaciones diplomáticas continúen, se podrá ver si la situación entre los países continúa provocando cambios en las diferentes disciplinas o el conflicto desaparece para continuar con los distintos calendarios deportivos